Cuidados del pecho

Cuidados del pecho durante el embarazo

Es uno de los primerísimos síntomas del embarazo: sensibilidad y aumento de los pechos, sobre todo en el primer trimestre. Y es que se están empezando a preparar a para su principal función: alimentar al futuro bebé. Por eso es muy importante extremar las precauciones y cuidar correctamente el pecho durante toda la gestación.

¿Qué cambia en los pechos durante la gestación?

Durante el embarazo, los senos aumentan de tamaño y presentan mayor turgencia y sensibilidad. Pero no será el único cambio…
  • Cosquilleo, hinchazón, sensibilidad al tacto o molestia: para muchas mujeres, uno de los primeros signos del embarazo es que sienten molestias en los senos, ocasionadas por la mayor cantidad de hormonas femeninas en el cuerpo. Se pueden incluso sentir cosquilleos con los cambios de temperatura.
  • Aumento del tamaño del seno: a principios del embarazo, se acumula grasa en el pecho y las glándulas mamarias aumentan de tamaño. A las seis semanas, los senos han crecido notablemente, incluso una talla entera o más: seguirán creciendo en tamaño y peso durante los tres primeros meses del embarazo.
  • Picazón y estrías: a medida que crecen y se estira la piel pueden aparecer estrías y quizás sientas picazón. Utiliza productos muy hidratantes, también encontrarás productos específicos en las farmacias.
  • Venas más grandes: durante el embarazo hay un aumento en el suministro de sangre a los senos, que pueden hacer aparecer venas azuladas debajo de la piel.
  • Pezones y aréolas oscuras: los pezones se tornan más oscuros y pueden notarse más. Las aréolas (piel que rodea los pezones) también se oscurecen y crecen. Las pequeñas glándulas de la superficie de las aréolas –denominadas glándulas de Montgomery– se elevan y se vuelven irregulares. Esas irregularidades o bultitos producen una sustancia aceitosa que evita que los pezones se resquebrajen o resequen.
  • Secreción: entre la semanas 12 y 14 del embarazo, algunas mujeres empiezan a secretar por el pecho un líquido espeso de color amarillento. Esa secreción es el calostro (el líquido que nutre al bebé los primeros días después del parto antes de que los senos comiencen a producir leche). El calostro puede salir por sí solo, al masajear el seno o durante la excitación sexual. A principios del embarazo, el calostro suele ser espeso y amarillo; al acercarse el momento del parto, se torna más pálido y casi incoloro.
  • Cómo aliviar las molestias del pecho en el embarazo

    Cosquilleo, hinchazón, sensibilidad al tacto o molestia, aumento de tamaño del seno o las venas, picazón y estrías, pezones y aréolas oscuras, secrección… si tienes alguno de estos problemas, sigue nuestros consejos para aliviar las molestias en el pecho durante el embarazo:
    • Utiliza sujetadores que se adapten a tu talla de pecho. A lo largo del embarazo es normal aumentar varias tallas y pasar de la copa B a la D.
    • Cuando escojas sujetador, evita los que tienen varillas internas. Suelen ser menos confortables a la hora de sostener los senos. También debes tener en cuenta que los sujetadores de algodón son más cómodos y transpirables que los sintéticos.
    • Si vas a practicar ejercicio, emplea sujetadores especialmente adaptados para ello.
    • Utiliza un sujetador para la noche de algodón suave y holgado, que te sostenga el pecho mientras duermes.
    • Usa almohadillas protectoras desechables o lavables si tienes secreción.
    • Evita lavar la aréola y los pezones con jabón, ya que reseca la piel. El agua, ni muy fría ni muy caliente. Recurre a productos hidratantes.
    • Si estás muy molesta o, por el contrario, tu pecho no ha sufrido ningún cambio, conviene consultar con el tocólogo o la matrona.

    Cómo preparar los pezones para la lactancia

    Por último, es conveniente preparar los pezones entre seis y ocho semanas antes del parto. La Asociación Nacional de Matronas aconseja para ello:
    • Después de lavarte los pezones y areolas, sécalos con una toalla áspera, pero sin frotar fuerte.

    • Aplícate una crema que contenga vitamina A, y déjalos al aire hasta que se sequen.

    • Haz ejercicios para fortalecer y reafirmar los pezones, hazlos rodar entre los dedos una o dos veces por día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...