Cáncer de estómago

Cáncer de estómago

En el cáncer de estómago se produce una proliferación anormal de células en el interior del estómago. Esta proliferación puede ser benigna, en la mayor parte de los casos, o bien de tipo maligno.
Tumores benignos de cáncer de estómago
  • Son los pólipos gástricos. Son lesiones que protruyen (sobresalen de sus límites, se desplazan hacia delante) hacia la luz del estómago.
  • Al comienzo de su aparición, suelen dar síntomas inespecíficos como náuseas, dolor de estómago, y distensión abdominal.
  • Con esta sintomatología, el paciente acude a consulta y deben realizársele estudios radiológicos o endoscópicos para descartar algo más grave.
  • La complicación más frecuente es la hemorragia digestiva.
  • El tratamiento curativo es la resección del pólipo, que normalmente se realiza por vía endoscópica. Si las lesiones son múltiples debe hacerse un seguimiento del caso mediante gastroscopias periódicas.
Tumores malignos de cáncer de estómago
El tipo más común es el adenocarcinoma de estómago. Este tipo de tumor puede propagarse a otros lugares del organismo de varias formas: de manera local a órganos vecinos como el duodeno o el esófago; si las células tumorales alcanzan los vasos sanguíneos el tumor puede llegar a afectar a hígado, peritoneo, pulmón, huesos o piel.
El segundo tipo tumoral más frecuente en el estómago es el linfoma. Las manifestaciones clínicas son similares en ambos casos. Sólo se diferencian en la biopsia, ya que las células que lo componen son diferentes en cada caso.
Epidemiología del cáncer de estómago
Hasta hace 30 años el cáncer de estómago era una enfermedad con una tasa de mortalidad bastante alta, pero en las últimas décadas esa cifra ha disminuido de manera muy notable, gracias a la detección precoz.
Es más frecuente en países como Japón, Colombia y Chile. Dentro de España, las zonas con menor incidencia de esta enfermedad se dan en el área mediterránea. Normalmente afecta a varones mayores de 60 años. En el caso del linfoma, suele aparecer en pacientes algo más jóvenes, sobre los 50 años. Cuando aparece en personas menores de estas edades, casi siempre es debido a herencia familiar del cáncer.

Síntomas del cáncer de estómago

Como en el caso de los tumores benignos, los síntomas iniciales del cáncer de estómago son muy inespecíficos. E incluso puede detectarse de manera fortuita en una endoscopio por otro motivo. Ello puede retrasar el diagnóstico unos meses. Las molestias abdominales pueden acompañarse de náuseas y vómitos, pérdida de peso, astenia y malestar general; por ello cualquier síntoma abdominal que sea persistente en el tiempo debe ser investigado.
En otros casos se puede presentar en forma de hematemesis (vómito de sangre) o heces negras por la digestión de la sangre a su paso por el tubo digestivo. 
En casos de tumores cercanos al esófago, el síntoma puede ser la disfagia, que es la molestia al paso del alimento por un punto concreto, en este caso, en la boca del estómago.
Más tarde puede manifestarse otros síntomas más importantes como alteraciones en la evacuación intestinal (ya sea diarrea o estreñimiento), dificultad al ingerir alimentos, mal aliento, tos persistente y dolor abdominal.
La exploración física en estadios iniciales no suele desvelar ningún dato característico. Según va avanzando la enfermedad podemos encontrar déficits nutritivos en grados variables, palidez, e incluso puede palparse una masa abdominal.
El pronóstico es mejor en el adenocarcinoma, ya que en este la supervivencia es superior al 50% a los cinco años.

Factores de riesgo de cáncer de estómago

Existen ciertos factores de riesgo que pueden incrementar las posibilidades de padecer un cáncer de estómago. Es importante conocerlos, ya que algunos de ellos son modificables con un estilo de vida más saludable, especialmente en lo que a la diera se refiere o la evitación de hábitos nocivos como fumar o tomar bebidas alcohólicas: 
  • Factores genéticos: en ocasiones se encuentran familias con una alta frecuencia de cáncer gástrico. En estos casos puede deberse a una alteración genética concreta como la mutación del gen cadherina (en el cáncer gástrico difuso hereditario), o simplemente darse una mayor probabilidad en una familia aunque no se detecte una alteración genética concreta. El hecho de presentar varios familiares con este tumor conlleva 2-3 veces más riesgo de padecerlo.
  • Factores individuales: edad avanzada, ser varón.
  • Ser varón.
  • Consumo de tabaco o alcohol.
  • Factores nutricionales: dieta rica en sal (que daña la mucosa gástrica), alimentos ahumados y con alto contenido en nitratos. Dietas bajas en verduras y frutas, mala elaboración de alimentos. Es un tipo de tumor especialmente frecuente en la población asiática por el consumo de salazones, ahumados y a una alta temperatura.
  • Enfermedades gástricas: gastritis crónica, úlceras, pólipos, enfermedad de Menetrier, anemia perniciosa, gastritis asociada a H. Pylori (aunque solo un pequeño porcentaje se asocian al cáncer gástrico), cirugías gástricas previas (al cabo de 10 años se eleva el riesgo de cáncer sobre el muñón que se deja tras la extirpación del estómago)

Diagnóstico del cáncer de estómago

Para diagnosticar un cáncer de estómago se pueden seguir los siguientes puntos:
  • En la historia clínica se solicita información al impaciente sobre los síntomas y posibles antecedentes familiares.
  • Datos obtenidos en laboratorio: en la analítica se suele observar anemia. También se puede detectar unmarcador tumoral denominado CEA que, aunque no es específico del cáncer gástrico, puede ser un indicativo.
  • Estudio del jugo gástrico: en fases avanzadas suele haber falta de secreción ácida.
  • Radiología: se realizan exámenes de tránsito intestinal que permiten detectar masas.
  • Endoscopias: mediante gastroscopias se pueden evidenciar pólipos y otros tumores. Además, en el caso de tumores de pequeño tamaño, pueden extirparse durante la propia prueba. De hecho, esta es la mejor prueba para la detección de procesos expansivos en el tubo digestivo, pero se recomienda primero una radiografía por resultar menos invasiva.
  • Biopsia: la muestra también se toma por endoscopia y permite comprobar cuál es el tipo exacto de tumor al que nos enfrentamos.

Tratamiento del cáncer de estómago

El tratamiento del cáncer de estómago es individualizado porque depende del estadio en que se encuentre el tumor y de las características del paciente, pero la cirugía es el único método realmente curativo. Ha demostrado que aumenta la supervivencia y la calidad de vida de los enfermos.
Entre los tipos de cirugía existentes, suele preferirse una cirugía abierta en lugar de la extirpación endoscópica para los tumores de gran tamaño. De este modo se puede resecar toda la lesión en una sola intervención.
En cuanto a la radioterapia es bastante eficaz en este tipo de tumor. Se usa especialmente para facilitar la cirugía, o para paliar el dolor.
La quimioterapia mejora también la supervivencia a corto y largo plazo. Se emplea también de modo coadyuvante a la cirugía

Prevención del cáncer de estómago

No es fácil prevenir el cáncer de estómago. Existen determinados factores que no pueden evitarse como la herencia familiar, ser varón, edades avanzadas…
Sin embargo, tomar ciertas medidas puede disminuir el riesgo de padecer cáncer gástrico, como:
  • Seguir una dieta saludable rica en frutas y verduras, y que incluya una cantidad adecuada de vitamina C.
  • Evitar ingerir productos ahumados y en salazón.
  • No fumar y no abusar del consumo de alcohol.
  • Realizar revisiones periódicas con endoscopias a pacientes con úlceras gástricas. Esta medida no es realmente preventiva, pero permite la detección precoz del cáncer, aumentando así las posibilidades de supervivencia del afectado.
  • Los pacientes que han sufrido algún tipo de cirugía gástrica y que además tienen anemia deben seguir también un programa de revisiones periódicas.
  • Aunque se sabe que la infección por H. pylori es un factor de riesgo, no se ha demostrado si su erradicación supone un factor protector.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...